Suscríbete gratis a nuestro Boletín semanal y recibe las últimas noticias relacionadas con el mundo de los vehículos eléctricos.

Recargar el coche eléctrico en Barcelona deja de ser gratis

Los cargadores de coches eléctricos municipales de Barcelona dejarán de ser gratuitos con el objetivo de romover un "uso responsable y sostenible" de la energía.

Barcelona, que cuenta con 512 puntos de recarga para vehículos eléctricos ha comenzado a cobrar a partir de ahora, con la excusa de alcanzar el objetivo de promover un «uso responsable y sostenible» de la energía y ampliar la infraestructura hasta los 1.000 puntos de recarga en 2024.

Las tarifas dependerán de si la persona que realiza la recarga para su vehículo es un usuario habitual o esporádico de estos puntos de recarga. De esta forma, para los usuarios habituales y particulares se establecerá una tarifa de 50 euros al año, que podrán compartir dos familias y que tendrá una bonificación del 50 % el primer año, por lo que los conductores de vehículos tendrán que abonar 25 euros este 2021.

Por su parte, para los profesionales el abono será de 100 euros al año, que quedarán reducidos a 50 en el primer ejercicio.

De esta manera, los precios de recarga para los usuarios oscilan desde 0,22 euros el kWh en el caso de una carga nocturna en puntos situados en aparcamientos B:SM (aparcamientos municipales), hasta los 0,40 euros para un uso esporádico de día en puntos de recarga en plena calle.

En caso de no ser abonado, cargar en la calle supondrá un coste de 0,49 €/kWh, mientras que en horario nocturno la cifra desciende hasta los 0,44 €/kWh.

El Ayuntamiento de la capital catalana ha decidido apostar por el vehículo eléctrico y ha establecido una bonificación del 75 % en el impuesto de vehículos de tracción mecánica para este tipo de coches, así como una tarifa gratuita en el estacionamiento en las plazas de zona azul.

Instituciones