Suscríbete gratis a nuestro Boletín semanal y recibe las últimas noticias relacionadas con el mundo de los vehículos eléctricos.

Nace Electric Auto, una nueva red de talleres multimarca para coches eléctricos

El Grupo Invicta Motor acaba de crear la nueva red de talleres Electric Auto, una franquicia para toda España destinada a transformar, paso a paso, los actuales talleres multimarca centrados en el mantenimiento y reparación de vehículos con motor de combustión en centros altamente especializados en todo tipo de soluciones de movilidad con propulsión eléctrica, híbrida o híbrida enchufable.

La irrupción del vehículo eléctrico no sólo supone un gran desafío en cuanto a la infraestructura de carga, sino también para los talleres, que se enfrentan a nuevos retos a la hora de efectuar los mantenimientos y reparaciones. Con crecimientos interanuales de dos dígitos y un parque de vehículos eléctricos e híbridos de más de 425.000 unidades en nuestro país, y la previsión de contar con más de 5 millones antes de que acabe la década, no podemos hablar de una necesidad de futuro, sino de presente.

Electric-Auto es una red creada para proporcionar asistencia y servicio a cualquier usuario de un vehículo eléctrico o híbrido, con la proximidad y capilaridad que la nueva movilidad requiere.

Se trata de una red con presencia en cada núcleo de población con más de 20.000 habitantes, de forma que cada usuario, independientemente de la solución de movilidad eléctrica que utilice (patinete, bicicleta, scooter, moto, coche o vehículo comercial) disponga de un punto de asistencia y servicio multimarca en las inmediaciones de su hogar y/o centro de trabajo.

El modelo de negocio se abre de esta manera a todo tipo de talleres con una opción de crecimiento rentable desde un primer momento y de forma escalable, para asegurarse una posición sólida como punto de referencia en reparación multimarca de vehículos eléctricos e híbridos. Este modelo incluye al taller como centro de servicio reparador autorizado y punto de entrega de vehículos de las marcas del grupo, entre las que destacan DFSK, Seres o Invicta Electric, entre otras.

El taller independiente puede adherirse a la red Electric-Auto en dos niveles, como: Servicio Rápido, sólo para mantenimientos con formación básica y un box eléctrico; sin operaciones en el sistema eléctrico de propulsión; y el Servicio Reparador, que añade diagnosis, reparaciones, atención técnica, formación y un box eléctrico especifico para reparación; con operaciones en el sistema eléctrico de propulsión.

Electric-Auto permite una transformación, conversión y evolución del taller hacia un servicio eléctrico multimarca, incluso para convertirse en un operador de movilidad en diferentes fases. En un inicio puede acondicionarse exclusivamente una pequeña zona que permita al taller compatibilizar las nuevas tareas con las habituales para que la transición sea progresiva, adaptándose paso a paso según aumenta la demanda de servicios para los vehículos electrificados y, a la vez, desciende la de los de combustión.

Esta red de talleres, que pretende posicionarse como referencia para el mantenimiento y reparación de cualquier vehículo eléctrico o hibrido, prevé un crecimiento de las matriculaciones de vehículos eléctricos en ratios continuados de dos dígitos en los próximos años, de forma que casi 200 ciudades de más de 50 mil habitantes contarán con zonas de acceso al tráfico rodado prohibidas a vehículos con motor de combustión.

Electric-Auto ofrece a los talleres un proyecto “llave en mano” en el que el taller sólo se ocupa de definir sus necesidades y espacio, ocupándose de la imagen identificativa, la adecuación de los boxes, zonas de intervención y puntos de carga, el aprovisionamiento de las herramientas especializadas y la formación continuada del personal.

La asistencia técnica, el sistema de pedidos online con entrega en 24 horas, un almacén logístico de 10.000 m2 y el seguimiento de las garantías en tiempo real conforman otros de los elementos que aportan valor añadido al proyecto.

Tecnología