Suscríbete gratis a nuestro Boletín semanal y recibe las últimas noticias relacionadas con el mundo de los vehículos eléctricos.

Se acelera el desarrollo del motor eléctrico de flujo axial

La compañía británica Saietta ha recibido una subvención del Centro de Propulsión Avanzada (APC) del Reino Unido con la que podrá acelerar la primera etapa del proceso de producción del innovador motor eléctrico de flujo axial (AFT).

Una vez desarrollado un proceso de producción altamente automatizado y rentable, la compañía británica será capaz de poner en el mercado un total de 150.000 motores cada año fabricados con esta tecnología, que aporta una tipología de motor denominada de flujo axial que, a diferencia de los motores de flujo radial que se emplean en la actualidad, proporciona un diseño más compacto que se traduce en un peso más bajo.

De esta manera, gracias a la intervención del Centro de Propulsión Avanzada (APC) británico, la compañía no solo aumentará su capacidad de producción, sino que en paralelo, contratarán entre 150 y 250 ingenieros altamente cualificados en una primera fase de producción.

Para ello, Saietta trabajará en estrecha colaboración con Brandauer, una ingeniería especializada en el desarrollo de productos aislantes para electrónica, y juntos perfeccionarán el proceso de fabricación de los componentes centrales del motor y su ensamblaje, dando lugar a un proceso de producción altamente automatizado y rentable.

Mientras que habitualmente en un motor eléctrico se encuentra un rotor y un estátor cilíndricos en el que el primero gira dentro del segundo, la estructura AFT es bastante diferente, ya que está formada por un rotor en forma de disco intercalado entre dos estator, también en forma de disco.

Las ventajas de este diseño de motor incluyen una mayor densidad de par, más facilidad para refrigerarse debido a una mayor área de contacto, una alta eficiencia gracias a unas menores pérdidas en el proceso de enfriamiento y mejor capacidad para soportar las sobrecargas.

El resultado es un mayor rendimiento general que ofrece viabilidad técnica y económica como para llegar a implantarse en el mercado masivo, aprovechando mejor el bobinado y reduciendo el tamaño y el peso, al ser capaz de enviar un mayor par generando menos calor.

La tecnología AFT de Saietta se ofrecerá en una amplia gama de precios, lo que ha hecho que el mercado global reaccione positivamente. Entre los beneficiarios destacan  sectores como el de los vehículos eléctricos, aunque también podría tener aplicaciones para turbinas marinas y eólicas.

La intervención del gobierno de Reino Unido en el desarrollo de nuevas tecnologías de electrificación se enmarca en su interés por generar un incremento significativo en la capacidad de la cadena de suministro de motores eléctricos, necesarios para la descarbonización del transporte.

Tecnología

//