infoelectrico.com - Volkswagen presenta su robot cargador autónomo para coches eléctricos

Suscríbete gratis a nuestro Boletín semanal y recibe las últimas noticias relacionadas con el mundo de los vehículos eléctricos.

Volkswagen presenta su robot cargador autónomo para coches eléctricos

Volkswagen se prepara para lanzar su último desarrollo, un cargador inteligente y autónomo que puede localizar nuestro vehículo, cargarlo y retirarse sin necesidad de estacionar el coche en una plaza con un punto de carga.

Se trata de la evolución natural de los cargadores para coches eléctricos, toda vez que una de las barreras de entrada a la hora de plantearse la compra de un coche eléctrico es cómo vamos a cargarlo.

En las viviendas unifamiliares con garaje no hay problema, pero en los garajes comunitarios, la cosa se complica, por lo que Volkswagen ha ideado un sistema que parece bastante cómodo, cuyo procedimiento consiste en aparcar con normalidad en cualquier plaza, mientras que el robot detecta dónde está el coche vía comunicación car-2-X una vez solicitados sus servicios a través de la app.

A continuación, un pequeño módulo con un brazo mecánico se pone en acción, se separa de su estación de reposo y coge a otro módulo, en este caso, un acumulador de energía. El convoy eléctrico se desplaza hasta donde hemos estacionado y él mismo se encarga de conectar el coche y cargarlo.

El módulo de carga se queda junto al coche, mientras que el robot vuelve a su zona de repos, de manera que con un solo robot y varias baterías portátiles se puede atender a varios coches eléctricos al mismo tiempo.

Una vez que la carga se completa, el robot desconecta el cargador del coche, se lo lleva a recargarse de nuevo, y a esperar al próximo coche eléctrico que necesite de sus servicios. Todo de forma autónoma y sin requerir la supervisión ni la actuación de un humano.

A parte de tener un brazo mecánico, el robot se vale de un sistema de iluminación para comunicarse con el entorno, así como de una pantalla en la que se muestran una especie de ojos, que sin duda hacen más agradable tener dando vueltas al robot por el garaje. Para moverse utiliza ruedas, y está equipado con cámaras y sensores para desplazarse por el garaje.

Parece que la idea es una evolución de los sistemas robotizados de carga que Tesla planteó hace tiempo, con la diferencia de que aquellos puntos de carga sí necesitaban estacionar el coche en una plaza concreta donde se instalaba el brazo robótico.

En cualquier caso, parece que el objetivo de este nuevo sistema es procurar que el engorro de cargar el coche eléctrico no suponga una barrera de entrada a quien esté pensando dar el salto desde los motores de combustión.

Por el momento, este proyecto solo ha sido presentado en forma de prototipo, por lo que no se han aportado detalles como la capacidad máxima de las baterías portátiles o la potencia de carga. En cualquier caso, desde la compañía han asegurado que el proyecto no se va a quedar en un mero prototipo y que llegará al mercado en 2021, aunque sin una fecha concreta.

Tecnología